Risotto de queso con espinacas y nueces, una receta italiana de arroz cremoso

Receta de cremoso arroz risotto con queso gorgonzola y parmesano con espinacas y crujientes nueces por encima



4px
40m


4px
40m


En esta receta os enseñamos cómo hacer un irresistible risotto italiano paso a paso con todas las claves para que os quede esa textura tan especial e irresistible. ¿El truco? Remover mucho, cortar la cocción a tiempo y usar siempre el arroz adecuado. 

Nosotros usamos el arroz arborio para risotto de Scotti, una de las mejores opciones al tratarse de un arroz fino de grano largo con la particularidad de soltar el almidón de su interior muy poco a poco. Esto nos permite controlar la cocción de modo que nos quede el arroz suave y cremoso. 

Además, preparamos una versión del clásico risotto donde el queso es el gran protagonista. Una combinación deliciosa de queso gorgonzola y queso parmesano que acompañamos con espinacas y ricas nueces por encima para darle el toque definitivo. 

Disfruta de un plato diferente y consigue el risotto perfecto con esta propuesta, ¡un riquísimo risotto de queso! 

Autor: Cocinatis

Video

Ingredientes

Energía

878.0 kcal

43,9%

Proteína

23.0 g.

30,67%

Hidratos

75.0 g.

27,27%

Azúcares

5.0 g.

10,0%

Grasa total

54.0 g.

69,08%

Grasa saturada

22.0 g.

120,31%

Grasa polininsat.

11.0 g.

100,0%

Grasa monoinsat.

17.0 g.

38,64%

Colesterol

94.0 mg.

31,33%

Fibra

3.0 g.

10,0%

Sal

3.07 g.

61,4%

Sodio

1.229 g.

61,45%

Calcio

471.0 mg.

39,25%

Iodo

23.0 mcg.

15,33%

Hierro

3.0 mg.

30.0-16.67%

Alérgenos

Leche

Leche

Frutos de cáscara

Frutos de cáscara

Elaboración

Pica la cebolla y el ajo finamente. Trocea las nueces.

Pocha la cebolla y el ajo en una cazuela con aceite. Agrega el arroz Arborio para risotto Scotti. Remueve unos segundos y agrega poco a poco el caldo bien caliente a cazos durante toda la cocción (unos 15-18 minutos) según se vaya evaporando. Pon a punto de sal e importante no dejar de remover para conseguir la textura del risotto.

Un par de minutos antes de acabar la cocción, incorpora las espinacas y mezcla.

Apaga el fuego y añade inmediatamente la mantequilla y el queso gorgonzola. Remueve hasta fundirlos completamente. Agrega también el queso parmesano rallado y mezcla bien.

Deja reposar tapado 2 minutos.

Sirve el risotto de queso y espolvorea las nueces picadas por encima.

Paso a paso

Ingredientes

1

Pica la cebolla, el ajo y las nueces.

Paso 1

2

Pocha la cebolla y el ajo. Agrega el arroz Arborio para risotto Scotti. Remueve y agrega poco a poco el caldo caliente durante toda la cocción (unos 15-18 minutos) según se vaya evaporando. Añade sal y cocina sin dejar de remover.

Paso 2

3

Un par de minutos antes de acabar la cocción, incorpora las espinacas y mezcla.

Paso 3

4

Apaga el fuego y añade la mantequilla y el queso gorgonzola. Fundelos y agrega también el queso parmesano.

Paso 4

5

Deja reposar tapado 2 minutos. Sirve el risotto de queso y espolvorea las nueces picadas por encima.

Paso 5

Consejos y trucos

3 claves imprescindibles para hacer el risotto perfecto:

  1. Añadir el caldo poco a poco y remover mucho 

    Es muy importante que removamos mucho el arroz durante toda la cocción y que añadamos el caldo (caliente siempre) poco a poco. 

    Agregamos un cazo de caldo y removemos, añadimos otro y volvemos a remover. Así durante todo el tiempo de cocción. De esta manera, favorecemos que el almidón del grano salga muy poco a poco y dé la cremosidad justa a nuestro risotto. 


  2. Cortar la cocción a tiempo

    Un truquito muy fácil es añadir una gota muy pequeña de vinagre cuando ya esté listo el risotto. 

    Éste hará que la cocción del arroz se corte y se potencie el sabor de nuestro plato con ese contraste tan interesante. 


  3. No todos los arroces valen

    Es muy importante escoger el arroz adecuado para que la textura de nuestro plato no se estropee. Las mejores opciones siempre son el arroz arborio (como el que hemos utilizado en nuestra receta) o el carnaroli. Arroces muy finos y de grano largo. 

    Otros tipos de arroz, como el bomba, no son adecuados para este tipo de recetas al soltar demasiado almidón.

Utensilios