Cocinatis Cocinatis
0

Tahini: una pasta de sésamo con multitud de beneficios y propiedades

Un alimento saludable y cardiosaludable que consiste en la mezcla de semillas y aceite.

El tahini, tahine, tahina o tahín es un alimento de origen milenario, muy saludable, nutritivo y con multitud de beneficios para la salud y propiedades cardiosaludables.

¡Descubre las curiosidades del tahini!

Qué es el tahini

El tahini es una pasta (salsa) tradicional de la cocina de Oriente Medio elaborada con semillas de sésamo y aceite. Su sabor es muy especial y característico, y según la receta original debe ser muy pronunciado. En ocasiones también es común añadirle ajos triturados, jugo de limón y perejil picado, aunque se tratan de ingredientes opcionales y no los principales de la receta tradicional.

El tahini puede consumirse como condimento o ingrediente para elaborar otros productos (como el hummus) o directamente con pan, especialmente pan de pita.

Beneficios y propiedades nutricionales del tahini

El tahini se prepara a partir de la cocción de las semillas de sésamo, lo que hace que se convierta en una pasta muy nutritiva. A nivel nutricional, se trata de un alimento con alto contenido en vitaminas del grupo B, especialmente Vitamina B6 y Vitamina B12. Se tratan de vitaminas imprescindibles para que nuestro sistema nervioso trabaje de forma correcta, ayudando a la regeneración celular de los tejidos.

El tahini también es una buena fuente de zinc y otros minerales y oligoelementos necesarios y muy beneficiosos para nuestra salud como fósforo, calcio o hierro.

Debido a su alto valor energético, el tahini es un alimento perfecto para niños y personas deportistas, ya que les dará energía continua. Sin embargo las personas con sobrepeso deberán consumirlo de forma muy moderada.

Bueno para el corazón y el colesterol

Entre las propiedades más significativas y admiradas del tahini se encuentra sus beneficios cardiosaludables. El tahini es bueno para el corazón gracias a su aporte en grasas insaturadas y ácidos grasos esenciales como el ácido oleico.

También es un alimento muy beneficioso para el tránsito intestinal, ya que aporta grandes cantidades de fibra y por lo tanto ayuda a reducir el estreñimiento.

Cómo se elabora: Cómo hacer tahini en casa

El tahini se elabora moliendo las semillas del sésamo (también conocidas como ajonjolí) emulsionadas con aceite (puede ser de oliva o de girasol) o agua (las semillas de sésamo son oleaginosas).

Los ingredientes del tahini son:

  • 3 cucharadas de semillas de sésamo tostado
  • 4 cucharadas de aceite de oliva (o agua)
  • Una pizca de sal

Para elaborar el tahini debemos tostar (si no están previamente tostadas) las semillas de sésamo y colocarlas en una picadora o molinillo. Después añadiremos aceite de oliva o agua y trituraremos todo.

El tahini debe ser consistente pero ni espeso ni líquido y no debe tener grumos. Si vemos que no se ha quedado todo lo liso que debería volveremos a repetir el proceso de la picadora o el molinillo. ¡Y listo! Ya podemos disfrutar de uno de los sabores más especiales de Oriente Medio y de su multitud de beneficios saludables.

Opiniones

¿Te ha gustado?