Cómo cocer huevos (trucos y tiempos de cocción)

1


Autor: Cocinatis

Os damos todas las claves y tiempos para conseguir que la yema del huevo quede en su punto dependiendo del tipo de cocción.

Los huevos son uno de los ingredientes más versátiles en la cocina. Ya sean fritos, cocidos o como parte de otras recetas, siempre han sido uno de los alimentos más recurridos en todo el Mundo.

Los huevos duros son una de las maneras más rápidas y sanas de disfrutar de ellos, pero a veces resulta complicado acertar en el punto exacto de cocción. También cabe la posibilidad que busquemos una textura concreta para que la yema quede líquida.

Os damos todas las claves para hacer los huevos duros perfectos y conseguir que la yema quede exactamente en el punto deseado.

 

Tipos de huevos cocidos

Para empezar, debemos conocer que existen muchos tipos de huevos cocidos. El punto de la yema depende tanto del tamaño del huevo, como del tiempo de cocción, por lo que las técnicas varían dentro del resultado que busquemos.

1. Huevos duros

Los grandes clásicos y tal vez de los que más dudas nos crean. ¿Cuál es el tiempo exacto para cocer los huevos duros?

Para comenzar pon un cazo al fuego con abundante agua y cuando comience a hervir (ya que si no tardaría más tiempo en llegar a punto de ebullición), añade una pizca generosa de sal.

Deja cocer 10 minutos para conseguir un huevo cocido en su punto. Es muy común sobrepasar los 10 minutos, llegando incluso a los 15, para asegurase que esté bien cocido, pero esto es un error. El huevo estará completamente hecho, sin embargo, la yema dejará de estar jugosa para secarse más de lo debido.

Huevos cocidos

 

2. Huevos escalfados o huevos poché

En este caso os proponemos dos maneras para preparar los huevos escalfados. Estad atentos, porque el tiempo de cocción varía en ambas técnicas. 

Procura en cualquiera de los casos que el huevo no este demasiado frío, ya que el contraste con el agua hirviendo puede hacer que la cáscara se rompa.

  • Huevos escalfados con papel film:

La manera más extendida de hacer los huevos escalfados consiste en meter el huevo en papel film para cocerlo. Os recomendamos que cubráis un bol pequeño o vaso estrecho con el papel y casquéis el huevo encima. Así será mucho más sencillo recogerlo. ¡Asegúrate de hacer bien el nudo para que no se escape!

Huevos escalfados con papel film

 

Cuece los huevos envueltos por el papel en agua hirviendo 5 minutos. Pasado ese tiempo, retira y pásalos directamente a un bol con agua con hielos. De esta manera, rompemos la cocción y evitamos que se siga cociendo con su propio calor. Una vez fríos solo tendrás que retirar el papel film y ¡listo!

Receta de ramen con huevo escalfado

VER LA RECETA DE RAMEN JAPONÉS

 

  • Huevos escalfados sin utilizar papel film:

Si preferís evitar utilizar el papel film en la cocina, os traemos otra alternativa para escalfar los huevos.

Prepara una cazuela con abundante agua y calienta hasta punto de ebullición. Añade al agua una pizca de sal y vinagre para que la clara mantenga el color blanco y evitar que se despegue de la yema.

Casca el huevo sobre el agua con cuidado para que no se rompa la yema. Deja cocer durante 2 minutos. Los huevos se quedarán en la parte superior del agua, por lo que puedes empujar el agua caliente suavemente hacia a la parte superior del huevo.

Huevos escalfados sin papel film

 

Pasados los 2 minutos, retira del agua con mucho cuidado de no romperlos. Al tratarse de una cocción tan corta, el resultado es muy delicado ya que no quedan completamente sólidos. Ten en cuenta que con el propio calor que mantienen al sacarlos del agua, se seguirán cociendo unos minutos más, por lo que el resultado final será algo más sólido.

Huevos Benedict con huevos escalfados

VER LA RECETA DE HUEVOS BENEDICT

 

4. Huevo Mollet

Los huevos mollet son uno de los huevos cocidos más complicados, pero a la vez más irresistibles. En este caso, controlar el tiempo es muy importante para conseguir que la clara quede cuajada, mientras que la yema se mantenga líquida.

En caso de los huevos de gallina comunes, reducimos el tiempo de cocción a los 6 minutos. Si son de gallina pero de menor tamaño, os recomendamos que reduzcáis en tiempo a los 4 minutos. Es así que se trata de jugar con los intervalos de cocción de entre 4 y 6 minutos.

Es importante calcular bien el tiempo, y según pasen los minutos exactos, sacarlos del agua con cuidado y pasarlos a un bol con agua y hielos para cortar la cocción. Así evitamos que se cuaje la yema con el propio calor que mantiene el huevo tras la cocción.

Huevos mollet, cómo cortar la cocción

Nosotros preparamos unos insuperables huevos de codorniz rebozados con panko y almendra. Unas pequeñas delicias que guardan una grata sorpresa en su interior. Aquí podréis comprobar como, al tratarse de huevos de codorniz, el proceso pese a ser el mismo, el tiempo de cocción se acorta a tan solo 1 minuto.

¿Os atrevéis a preparar los huevos Mollet?

Huevos de codorniz rebozados con almendra

VER LA RECETA DE HUEVOS DE CODORNIZ REBOZADOS

 

5. Huevos pasados por agua

Introduce el huevo en el agua hirviendo y deja cocer entre 4 y 5 minutos, siendo ya cuestión de gustos la textura de la yema y la clara.

Ten en cuenta que, dependiendo del tamaño del huevo, el tiempo de cocción debe variar. Como ocurre en otros casos, en la que la textura de la yema es también líquida, debemos controlar bien el tiempo para conseguir el punto exacto.

Una vez listos, rompe la parte superior de la cáscara, con cuidado de no romperla entera, y disfruta de los clásicos huevos pasados por agua directamente con una cucharilla o  untando bastoncillos de pan. 

Huevos pasados por agua

Comentarios

M1LUISA

muy interesante