TU VIDA SERÁ MEJOR CUANDO LAS DESCUBRAS

TU VIDA SERÁ MEJOR CUANDO LAS DESCUBRAS

Diez cosas que llevas toda la vida haciendo mal en la cocina

No sabes cocinar el arroz, no tienes ni idea de usar un colador, maltratas tus electrodomésticos y, en definitiva, tu vida es eso que pasa mientras cometes una sucesión de errores garrafales entre las cuatro paredes de la cocina. ¿Y si te planteas como reto para el nuevo año dejar de hacerlo?

Llevamos preparando el arroz mal toda la vida.
Llevamos preparando el arroz mal toda la vida. | Pixabay

1- Cocinas mal el arroz. No solo deberías dejarlo toda la noche en remojo para liberarlo de la gran cantidad de metales nocivos que contiene, sino que además deberías usar una parte de arroz por cinco de agua. De lo contrario, la cocción del arroz puede tener consecuencias nefastas para la salud, según revelan la Fundación Merck y la Sociedad de Fertilidad de África.

Llevamos preparando el arroz mal toda la vida. | Pixabay

2- No esperas a que se caliente la sartén. La impaciencia te puede, y las carnes y pescados te acaban quedando siempre blandos y de color indefinido porque no esperas a que la sartén o la plancha estén lo suficientemente calientes. Tampoco dejes que se queme, pero sí espera a que el aceite esté caliente para cocinar tus carnes y pescados durante apenas unos minutos, vuelta y vuelta.

Unas hamburguesas en una sartén | Cocinatis

3- Utilizas mal el colador. ¿Verdad que lo depositas sobre la pica y después vuelcas el agua y la pasta? Craso error. Tienes que introducir el colador dentro de la olla para que la pasta nunca salga del recipiente. Evitarás el choque térmico y tus espaguetis quedarán mucho más buenos y al dente.

Utilizas mal el colador y no lo sabes | Pixabay

4- Fríes ocho croquetas a la vez. Y quien dice croquetas, dice sanjacobos, empanadillas, patatas fritas o cualquier otro congelado. El secreto para que un congelado quede bien y llegue a descongelarse bien por dentro es sumergirlo completamente en aceite (nada de ser rácanos en este sentido) y hacerlo poco a poco. Si introducimos una buena cantidad de congelados, bajará inmediatamente la temperatura del aceite y no se freirán correctamente. Tus croquetas quedarán blandas, y no cremosas por dentro y crujientes por fuera, que es como deberían quedar.

Rush Smith | Flooxer

5- No das una con el papel de aluminio. Debes saber que la parte brillante repele el calor, mientras que la parte mate la absorbe. Por lo tanto, para cocinar unas patatas al horno o un papillote debemos usar el papel de aluminio siempre con la parte brillante hacia dentro. Lo mismo ocurre con el congelador: si queremos envolver alimentos para congelarlo, debemos hacerlo siempre con el lado brillante hacia dentro, ya que se congelarán más rápido y conservarán mejor sus propiedades.

En la técnica del papillote envolvemos con papel de aluminio el alimento. | Flickr / jlastras

6- Cocinas la carne fría. No saques la carne de la nevera y la cocines directamente, pues el resultado será una cocción irregular. Lo correcto es atemperarla a temperatura ambiente durante al menos media hora.

Carnes maduradas espectaculares en Ca Joan. | Restaurante Ca Joan

7- Calientas 'tuppers' en el microondas. No solo tienes que evitar el metal, algo que la mayoría sabe, sino también el plástico, un material que puede liberar dosis tóxicas de bisfenol en contacto con el calor.

Comida en el microondas | Agencias

8- Guardas el chocolate en la nevera. O el café, las patatas o el pan. Son alimentos que debemos guardar siempre en un lugar fresco, seco y a poder ser oscuro. De otro modo, acabaremos con sus propiedades organolépticas y los echaremos a perder.

El consumo de chocolate se asocia con un menor riesgo de arritmias | Sinc

9- Ignoras el agujero que hay en el mango del cazo. Que no sirve para otra cosa que para colocar el cucharón de madera. ¿Y eso por qué? Pues porque así no pondremos perdida la encimera de salsa de tomate, por ejemplo. Cuando estemos cocinando pasta y temamos que el agua empiece e hervir demasiado y desborde el cazo, solo la tenemos que colocar en horizontal sobre él, ya que mantendrá a raya la temperatura y hará que el agua no se desparrame.

Sí, el agujero del cazo sirve para poner la cuchara de madera. | Pinterest

10- No cocinas las verduras y la pasta al dente. Te pasas con la temperatura y te acaban quedando las verduras blandas y aceitosas, y la pasta lo mismo. Cuando vayas a sofreír verduras, para evitar que te queden pasadas, cocínalas por partes, primero las que tarden más en hacerse y por último las que se cocinen enseguida.

menestra de verduras | nova

Los mas vistos

RESTAURANTES

Más noticias

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.