Dando la lata

Dando la lata

¿Cocinar con latas? Sácale partido a la comida preparada sin ganar peso

Por falta de tiempo, prisas, una vida bastante ajetreada e incluso pereza, ¿quién no ha cenado "de lata" alguna noche? Esta no es, ni mucho menos, de las peores opciones por la que puedes optar.

Cocinar con latas
Cocinar con latas | Agencias

La realidad es que las latas en conserva son una opción estupenda. Agiliza las comidas y de vez en cuando nos puede sacar de algún que otro apuro, por no hablar de que nutricionalmente son muy buena opción. Están llenas de proteínas, vitaminas y minerales esenciales. Y no solo consiste en innovar, sino en hacer recetas riquísimas por muy poco dinero. La variedad de conservas es infinita, las hay para todos los gustos: pescados, carnes, legumbres…

Además, teniendo en cuenta que son alimentos no tan procesados en su composición, dan más margen a la hora de realizar cualquier idea genial que se te haya ocurrido. Una cocina sencilla se puede convertir en deliciosa a partir de latas en conservas ¡Quién lo diría! Estas son algunas ideas sencillas con las que puedes sorprender tus invitados:

Los entrantes son los reyes de las conservas, pero en vez de sacar directamente la lata y verterla en un bol, ¿por qué no jugamos con nuestra imaginación? Se pueden hacer pinchos riquísimos. Por ejemplo, de bonito en escabeche, con una aceituna, pimiento, pepinillo y algo de cebolla cruda. Es un picho clásico, pero está muy bueno y es bastante vistoso.

Las conservas de pescado y marisco son muy preciadas. Son muy versátiles y un verdadero manjar, sobre todo si son de calidad. Comer “de lata” puede ser muy divertido. Desde un salteado de berberechos con un poco de ajo hasta un cebiche, por ejemplo de mejillones, con un poco de cebolla, un toque picante, zumo de limón o una vinagreta, y sal. Otra buena opción, también es hacer un paté de conservas, solo tendrás que triturar la conserva. Puedes hacerlo con anchoas o caballa, añades unzas gotas de limón y un poco de aceite hasta que se haga una crema.

Cocinar con latas

Las legumbres y verduras en conserva son perfectas si se tiene prisa, basta con escurrirlas y añadirles lo que más te apetezca, por ejemplo algún sofrito para darle un toque diferente. También se puede hacer alguna ensalada rápida, pero muy rica, con los ingredientes que más te gusten, se aliña y ¡listo!

Como complemento de las pastas, las latas en conservas también van muy bien. Hay pocos ingredientes que a la pasta se le resistan, es un alimento bastante versátil en este sentido. Además, hacer una pasta con conservas no te robará mucho tiempo. Solo tienes que cocer la pasta y preparar algún sofrito con mariscos. Vierte todo en un bol, mézclalo bien y a comer.  Asimismo, las ensaladas de pasta con conservas también son una buena idea.

Croquetas, salsas, gazpachos, platos calientes más elaborados, otros más exquisitos… Hay muchísimas posibilidades con las latas de conserva. Y es que para cocinar con conservas solo necesitas un poco de imaginación, y un poquito de tiempo. Son unos imprescindibles en la despensa de casa. Se pueden sacar platos realmente alucinantes, fáciles y que dan el pego absolutamente. ¡Pon aprueba tu imaginación, seguro que aciertas!

 

Los mas vistos

restaurantes.com

Gana €uros por reservar en tus Restaurantes favoritos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.